Cuidados sobre los desinfectantes para niños y adultos

Cuidados sobre los desinfectantes para niños y adultos

Medidas de protección claves 

Sin embargo, su uso constante ha hecho que muchas de las medidas y cuidados que se deben tener pasen a un segundo plano. Para evitar esto, mantener su eficacia y seguir manteniendo las mejores medidas de desinfección, te presentamos a continuación una serie de cuidados adicionales que debemos tener en cuenta. 

6 Cuidados para el uso de desinfectantes que debes tener en cuenta 

El uso responsable de este tipo de agentes químicos es clave, en especial para el momento que atravesamos, por ello es necesario que consideres los siguientes puntos de manera habitual y si es posible, difundiendo la información para fortalecer su efectividad en otras personas: 

1. Prioriza el lavado de manos 

El uso de desinfectantes, especialmente los desinfectantes que usamos para la desinfección de las manos, son de vital importancia y su uso ha crecido de forma exponencial, pues son los mejores aliados de la higiene y la protección cuando no contamos con agua y jabón cerca para realizar una limpieza mucho más profunda de nuestras manos. 

El uso de desinfectante es cada vez mayor entre las personas, quienes además han optado por llevar en su bolso este tipo de productos que permiten realizar una desinfección rápida. Sin embargo, el error está en priorizar el uso del desinfectante por el lavado de manos. El desinfectante no es un reemplazo de esta práctica, por lo que es necesario que si tienes la posibilidad, laves tus manos muy bien con agua y jabón. 

El desinfectante es una medida complementaria pero que no sustituye el lavado de manos. Puedes usarlo siempre que no tengas a tu disposición este primer recurso para fortalecer la desinfección de las manos. Asegúrate que el producto cuente con por lo menos 60% de alcohol. 

2. Cuidado con el consumo por niños 

Sabemos que como buenos exploradores, los niños tienden a explorar con su cuerpo muchos de los artículos que tienen cerca y llevarlos a la boca es una de las formas más frecuentes. Se debe tener especial cuidado con este tipo de productos y no dejarlos a su alcance, pues los desinfectantes pueden causar intoxicación en niños si los consumen. Esto se debe al contenido de alcohol, entre otros agentes como el etanol, alcohol isopropílico, entre otros. 

Entre los síntomas más comunes de la intoxicación por consumo de alcohol están la somnolencia, las convenciones, baja en los niveles de azúcar, entre otros síntomas de mayor alerta que pueden ser mortales. 

desinfectantes

3. Observa el contenido del desinfectante 

El contenido de este tipo de productos es sumamente importante, pues en el mercado con el fin de ahorrar costos, es posible encontrar desinfectantes de baja calidad que cuentan con ingredientes que les permiten rendir el contenido pero que a la vez, restan a la eficacia contra los gérmenes. Como mencionamos, es importante que el producto que adquieras tenga por lo menos un 60% de alcohol. En cuanto al porcentaje máximo se recomienda que sea de hasta 95% de alcohol, lo que facilita la eliminación de todo tipo de agentes y virus. 

4. Revisa la etiqueta y apariencia del desinfectante 

Es muy importante que antes de elegir cualquier desinfectante del mercado, te asegures de revisar muy bien la apariencia del producto para cerciorarte de que cuenta con una etiqueta registrada dentro del comercio. Esto se debe al aumento de venta de este tipo de productos que, reduciendo la calidad, se ofrecen a precios mucho menores. 

Cuando estés por adquirir un desinfectante para manos, es necesario que te asegures de que cuenta con una etiqueta instalada en la que se enumeren los ingredientes del desinfectante, así como también las advertencias, precauciones y registros sanitarios necesarios para su uso. 

5. Evita la preparación casera

Con el crecimiento de la demanda de desinfectantes para manos, muchas personas se han visto tentadas por preparar sus propios desinfectantes caseros para evitar comprar y aludiendo incluso que su costo se reduce mucho más. Sin embargo, esta no es una opción viable en ningún caso, pues se han registrado muchos casos de quemaduras por aplicación de desinfectantes caseros. 

Es necesario tener en cuenta que la preparación de este tipo de productos, los cuales implican agentes rigurosos que permiten eliminar las bacterias, deben hacerse bajo estrictas supervisiones y siempre por personas expertas. 

6. Desecha este producto de forma adecuada 

Si el producto debe ser desechado, los inodoros, alcantarillas o sifones no son una opción para verterlos y deshacerse de ellos, de hecho esto puede ser altamente peligroso. Lo que se recomienda es que el desinfectante sea desechado en contenedores dispuestos para el almacenamiento de desechos peligrosos, puedes ubicar distintos puntos de estos en tu ciudad o cerca a centros comerciales. En caso de no encontrarlo, puedes ponerte en contacto con la compañía de reciclaje más cercana para deshacerte de ellos de forma adecuada. 

Para conocer más acerca de cómo usar los desinfectantes en casa, de manera personal y más, continúa revisando nuestro blog, donde te contamos mucho más acerca de estos productos tan importantes para todos en la actualidad. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

+
Ir arriba